Llegan las elecciones municipales y aún hay partidos en Alcalá que tienen problemas para confeccionar sus listas. No encuentran gente dispuesta a sacrificar su trabajo o su futuro para meterse en la política. No se asusten de lo que les voy a comentar: los políticos están muy mal pagados en España. Y así nos va. Quizás una de las causas de la corrupción sea que los partidos tienen que compensar estos bajos emolumentos con dinero y puestos a meter mano en el bolsillo de los demás, de ese dinero que es como es público no es de nadie… La mediocridad se ha instalado en una profesión en la que tendrían que estar los mejores, los más preparados, buenos gestores, dispuestos a someterse no solamente al escrutinio de las urnas, sino al de una administración superior que les exigiera resultados, como a cualquier consejero de empresa, que se fija unos objetivos a cumplir en base a unas expectativas. Todo lo contrario de lo que aquí ocurre. La política se ha desvirtuado, está mal vista, corrompida en sus esencias y poblada de inútiles que no ven otro modo de progresar que sirviéndose de ella y no al revés.

Contenido exclusivo para socios. Hazte socio por sólo 3 euros al mes y pago trimestral. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a socios@lavozdealcala.com. Si ya eres socio puedes acceder con tu cuenta desde aquí

Romualdo Maestre

Romualdo Maestre

Periodista del diario ABC desde 1989. Alumno becado por el Foreign Office en Londres, fue profesor de Opinión Pública en el Instituto Europeo de Estudios Superiores de Madrid