Siempre que me hablaban de Pelay Correa iba asociado a un tal Curro de Picorrea –así pronunciaban nuestros mayores el nombre del molino–. El maestro molinero Antonio Sánchez Mateo, Cerquera, me lo relacionó con la época en que su padre, Juan José Sánchez Cerquera, fue maestro molinero en el citado molino, entre los años 1901 y 1916. Todos coincidían en que, con Curro, fue el último de los del río en mantenerse en activo. 

CONTENIDO EXCLUSIVO

Hazte socio por sólo 3 euros al mes. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a socios@lavozdealcala.com.

Si ya eres socio inicia sesión

Francisco López Pérez

Francisco López Pérez

Francisco López Pérez, maestro de Educación Primaria, licenciado en Geografía e Historia, colaborador habitual en la presa local alcalareña.