Estamos viviendo a nivel mundial un rebrote de machismo innegable. Abrir un periódico y encontrar en los sucesos la muerte de una mujer a manos de su pareja se ha convertido en algo habitual. Ya no merece siquiera el valor de la primera plana. Aquí en España como en cualquier parte del mundo, eso sucede cada día. ¿Me quieres?, no, pues te mato. Luego la justicia con muy buenas intenciones y muy pocos resultados, encierra a los asesinos unos pocos años y después los sueltan. Ahora bien, los agresores no se arrepienten, al contrario, se ríen de la ley en sus narices y vuelven a las andadas en cuanto se ven en la calle. La vida de mujer cuesta tan sólo unos pocos años de prisión.

CONTENIDO EXCLUSIVO

Hazte socio por sólo 3 euros al mes. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a socios@lavozdealcala.com.

Si ya eres socio inicia sesión

Escritora y columnista de La Voz de Alcalá.