Alcalá sigue buscándose a sí misma para ser competitiva, porque los polígonos industriales dejaron hace décadas de ser industriales y competitivos. Ahora los llaman «parques empresariales», que se ajusta más a la realidad. El gobierno tira de marketing con un eslogan que apela al recuerdo y la emoción para hacer atractivos los polígonos, porque a día de hoy, a falta de que se inviertan los millones de euros que van a llegar de Diputación, España y Europa, no hay elementos suficientes para competir de forma conjunta, más allá de que cada empresa tenga su producción y su mercado consolidados.

Contenido exclusivo para socios. Hazte socio por sólo 3 euros al mes y pago trimestral. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a [email protected] Si ya eres socio puedes acceder con tu cuenta desde aquí

Francisco Amador

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente La Voz de Alcalá, Sevilla Actualidad y En Andaluz. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.