Ana Isabel Jiménez se niega a ser entrevistada por La Voz de Alcalá
Ana Isabel Jiménez. Lva
Noticias

Ana Isabel Jiménez se niega a ser entrevistada por La Voz de Alcalá

El gobierno trató de impedir que el periódico publicase el rechazo de la alcaldesa

La alcaldesa de Alcalá, Ana Isabel Jiménez Contreras, ha rechazado hasta en tres ocasiones las peticiones de entrevista solicitadas por La Voz de Alcalá durante el estado de alarma. La primera vez que este periódico solicitó al Gabinete de Comunicación el encuentro fue el 6 abril. En los días posteriores se insistió telefónicamente en la posibilidad de entrevistar a la alcaldesa para abordar cuestiones sobre el estado de alarma en Alcalá y la compleja situación a la que se enfrenta la ciudad. Ninguno de los intentos por mantener una conversación informativa con la regidora socialista han fructificado y, desde el Gabinete de Comunicación no se han dado explicaciones.

También, debido a la negativa de la alcaldesa a hablar con el periódico decano de Alcalá, desde el Gabinete se ofreció que fuese el portavoz del Gobierno, Jesús Mora, quien atendiese a las preguntas de La Voz. Sin embargo, desde el periódico se insistió en que la petición cursada iba dirigida a la alcaldesa como la máxima responsable política de la ciudad ante la excepcionalidad del momento que se está viviendo. Desde entonces, todos los intentos por concretar un encuentro digital han sido rechazados.

Por el contrario, todos los grupos municipales del Ayuntamiento de Alcalá accedieron a la entrevista, incluida su socia de gobierno, portavoz de Ciudadanos y teniente de alcaldesa, Rosa Carro, sin poner ningún reparo ni inconveniente alguno en contestar a las preguntas del periódico.

A menos de 24 horas de las grabaciones concertadas con todos los portavoces, y ante la insistencia del periódico por obtener alguna respuesta, el portavoz socialista, Jesús Mora, reiteró su ofrecimiento, sin dar explicaciones de la negativa de la alcaldesa a ser entrevistada por La Voz de Alcalá, zanjando esta cuestión alegando «problemas de agenda» de Jiménez. Cabe señalar, que frente a esto, la redacción se puso a la entera disposición de la alcaldesa para entrevistarla en el día y hora que ella estimase oportunos, salvando así el principal escollo argumentado para no acceder a las reiteradas peticiones de La Voz de Alcalá.

Intento de Censura
El gobierno trató de impedir que La Voz publicase el rechazo de Ana Isabel Jiménez a ser entrevistada

Ante esta situación, y a pesar de todo, el periódico accedió a que fuese Mora la persona entrevistada del Grupo Socialista. No obstante, antes de cerrar la entrevista, desde el gobierno se puso como condición que no se publicase la negativa de la alcaldesa a la misma. Este extremo fue rechazado categóricamente por la redacción del periódico, al entender que se vulneraría la libertad de información y de expresión del medio, y se optó por anteponer el derecho a la información de los lectores del periódico frente a la actitud de la regidora con este medio. Tras comprender que el periódico haría publica la negativa de Jiménez, Mora declinó también acceder al mismo encuentro virtual que esta cabecera ha mantenido con todos los portavoces municipales.

Debes leer  La OAC solo atenderá con cita previa

Tras estos acontecimientos, La Voz de Alcalá envió una nueva solicitud por escrito al director de comunicación del Ayuntamiento, exigiendo una explicación argumentada ante los constantes agravios que está sufriendo el periódico por parte del gobierno. Pese la insistencia de esta redacción, al cierre de esta edición el gobierno de Jiménez seguía sin trasladar respuesta oficial alguna al trato desigual e injusto hacia este periódico.

La Voz de Alcalá necesita tu compromiso

Sobre el autor

Francisco Amador

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente en Sevilla Actualidad y La Voz de Alcalá. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.

Comentario

Escribir un comentario

  • Lamentable, cómo es habitual desde el estado de alarma. En vez de entender como una gran oportunidad para empatizar con la ciudadanía, sigue dando la callada por respuesta. Quizás no se esté a la altura de las circunstancias, habría que reflexionar sobre ello.
    Aplaudo vuestro compromiso con el PERIODISMO. (Otros deberían hacerlo también, aunque sea por ética profesional)

El tiempo