Este edificio, anejo al museo de la ciudad, tuvo su uso hasta que el Ayuntamiento expropió Idogra en el año 1988 por 900 millones de pesetas. Han pasado años. En el año 2002 fue inaugurado el Parque Centro. Y en 2005 se inauguró el museo. El edificio de la fotografía sirvió para acoger la ruinosa empresa municipal Empasa, que albergó, temporalmente, la Comisaría Nacional de Policía desde el 2005 hasta 2008. Desde entonces hasta la fecha, un nuevo abandono y despilfarro.

Contenido exclusivo para socios. Hazte socio por sólo 3 euros al mes y pago trimestral. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a socios@lavozdealcala.com. Si ya eres socio puedes acceder con tu cuenta desde aquí