Hace ya varios años un matrimonio caminaba por La Plazuela. «Mira, es el profesor de tu hijo», le dijo el marido a la mujer. «Anda ya, es el guarda del colegio que está por las tardes», le espetó ella. El hombre al que se referían era Fernando González Alba. Don Fernando, como es conocido por su entorno y todos aquellos alumnos y deportistas que han pasado por él, tiene ahora 75 años y ha puesto esta temporada fin a su carrera deportiva como entrenador de voleibol tras 50 años. Además de las horas como profesor, este alcalareño de adopción ha dedicado durante medio siglo las tardes a entrenar a sus alumnos. 

Contenido exclusivo para socios. Hazte socio por sólo 3 euros al mes y pago trimestral. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a socios@lavozdealcala.com. Si ya eres socio puedes acceder con tu cuenta desde aquí

Fran Segura

Licenciado en Periodismo por la Universidad de Sevilla. Apasionado del deporte, la cultura menos visible y siempre atento a la realidad social.