Dentro del curso de la Geografía de Hispania, o de Iberia, el profesor Estrabón, esta será la lección séptima:«para quienes comienzan desde el promontorio Sacro en la otra dirección de la costa, hacia el Tago, hay un golfo, luego un cabo, el Barbario (cabo Espichel), y cerca, las bocas del Tago, hasta las cuales, en una navegación en línea recta, se cuentan diez estadios. También hay esteros, uno de los cuales se extiende hasta más de cuatrocientos estadios desde la dicha torre, y en cuyas orillas, hasta Salacia (Alcácer do Sal), se abastecen de agua. El Tago tiene una anchura de boca de veinte estadios y una profundidad tal, que puede ser remontado por naves de diez mil ánforas. Hace dos esteros en los llanos que sobresalen cuando se dan las pleamares de manera tal, que se convierte en un piélago de ciento cincuenta estadios y hace navegable la llanura, y en el estero de arriba comprende una isla de unos treinta estadios de longitud y una anchura un poco inferior a su longitud, con hermosos bosques y excelentes vides. Está la isla frente a la ciudad de Morón, bien situada en un monte cerca del río con una tierra también fértil alrededor y navegación río arriba fácil hasta muy largo trecho para naves grandes, y el resto, para barcas de río. Más allá de Morón es más largo el tramo navegable río arriba. Valiéndose de esta ciudad como base de operaciones, Bruto, apodado Galaico, hizo la guerra a los lusitanos y los sometió. En las barreras del puerto, fortificó Olisipón (Lisboa) para tener libre la navegación río arriba y los transportes de víveres, de suerte tal que de las ciudades ribereñas del Tago éstas son las más fuertes. Fluye desde los celtíberos a través de los vetones, carpetanos y lusitanos hacia el Poniente equinoccial, paralelo en alguna parte al Anas y al Betis y apartándose de ellos cuando se inclinan hacia la costa del Noto.»

Contenido exclusivo para socios. Hazte socio por sólo 3 euros al mes y pago trimestral. Si eres socio y aún no tienes claves pídelas a socios@lavozdealcala.com. Si ya eres socio puedes acceder con tu cuenta desde aquí

José Manuel Colubi

José Manuel Colubi

Colaborar de La Voz de Alcalá desde los inicios del periódico. Catedrático de Instituto de Lengua Griega e Historiador de la Antigüedad.