Recibe nuestras alertas en tu móvil. Estamos en WhatsApp y Telegram.

La portavoz del Grupo Popular en el Ayuntamiento de Alcalá, Sandra González, ha denunciado que no hay ninguna partida económica consignada en los presupuestos del año 2022 para pagar los cobros indebidos realizados a los vecinos de Alcalá en el impuesto de Plusvalía.

González ha anunciado que va a pedir explicaciones, tanto en Comisión como en el Pleno, por la dejación de funciones de la alcaldesa, Ana Isabel Jiménez, y el delegado de Hacienda, Jesús Mora, «los cuales han estado cobrando de manera indebida 11 millones de euros a todos alcalareños durante años, mientras las personas y empresas lo están pasando mal por la crisis económica».

El informe de Intervención es dice que «según informe emitido por el Servicio de Gestión Tributaria, como consecuencia de la Sentencia del Tribunal Constitucional de 26 de octubre de 2021, que declara la inconstitucionalidad y nulidad de los artículos 107.1, segundo párrafo, 107.2.a) y 107.4 del TRLHL, este ayuntamiento habrá de efectuar devoluciones de ingresos en concepto de impuesto sobre el incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana por un importe estimado de 10.890.796,78 euros».

De la misma manera el Grupo Municipal votó en contra del presupuesto, no sólo por este motivo, sino porque «el texto presentado era un calco del año anterior, con las inversiones paradas y un grado de ejecución que no alcanza el 34% de los presupuestado en el año 2021».

Para Sandra González, «la señora alcaldesa ha dejado de tener toda la credibilidad incumpliendo con las inversiones prometidas y metiendo la mano en el bolsillo de los vecinos de manera indebida». «Desde el PP nos sorprende el silencio que mantiene la alcaldesa y el señor Mora sobre este tema, los cuales deberían explicar desde ya cómo van a devolver el dinero y cómo deben hacerlo todos los afectados».

Francisco Amador

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente La Voz de Alcalá, Sevilla Actualidad y En Andaluz. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.

Deja un comentario