Imagen de archivo de un «boli-pistola» | Guardia Civil

Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Súmate a los canales de alertas móvil de La Voz de Alcalá. Estamos en WhatsApp y Telegram. Entra y entérate de todo al instante.

La Fiscalía de Sevilla pide ocho años de cárcel para un hombre que presuntamente se dedicaba a la venta de drogas, principalmente hachís y cocaína, en su vivienda situada en la calle José María Permán en la localidad de Alcalá de Guadaíra. Además, en el registro del domicilio los agentes encontraron un bolígrafo pistola de fabricación artesanal.

Según el texto de la Fiscalía, que ha sido recogido por la agencia Europa Press, el acusado es un hombre de 54 años de edad y que ya tenía una condena impuesta por un tribunal francés también por delitos de tráfico de drogas.

En la registro que los agentes de Guardia Civil efectuaron en la casa del acusado encontraron cerca de cuatro kilogramos de hachís dispuestos para su venta y restos de cocacína en diferentes utensilios como cuchillos, balanzas o cucharas. Además, interceptaron un arma de fabricación casera: un «boli-pistola» de 22 milímetros de calibre y dos cartuchos con sus respectivos proyectiles.

En el juicio, que se celebrará el próximo 23 de abril, se verá si finalmente cumple la condena de ocho años de prisión que se pide para este vecino de Alcalá por venta de drogas, lo cual supone un delito contra la salud pública, en el cual es reincidente, y la tenencia de armas prohibidas. Además de la prisión, se le reclaman 40.000 euros de multa.

Deja un comentario