Cuarta ruta reivindicativa contra las vallas de la ribera / Salvemos el Guadaíra
Cuarta ruta reivindicativa contra las vallas de la ribera / Salvemos el Guadaíra

Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Nuevo diseño del logotipo de La Voz de Alcalá

Súmate a los canales de alertas móvil de La Voz de Alcalá. Estamos en WhatsApp y Telegram. Entra y entérate de todo al instante.

Unas ochenta personas han participado este fin de semana en la cuarta ruta reivindicativa organizada por la Plataforma Cívica “Salvemos el Guadaíra”, con el fin de continuar solicitando la eliminación de las vallas que impiden el tránsito por la ribera del río entre el molino de Las Aceñas  y el molino Hundido.

La ruta partió ayer sábado del recinto ferial para tomar dirección hacia el molino de Las Aceñas. Allí en los aledaños del molino, junto a la valla de la primera finca que impide el paso en la margen derecha, se realizó una concentración, una niña dio lectura al manifiesto y se desplegaron pancartas con el lema “En la ribera, ¡vallas no!” y contra el cambio climático.

Posteriormente, todos los participantes cruzaron por la azuda al margen izquierdo del río para hacer otra concentración en las inmediaciones de la huerta “La Perdida”. Allí se informó del proyecto municipal existente para abrir un camino en la margen derecha entre el molino de Las Aceñas y el molino Hundido y que está pendiente de ejecución mientras que para dicho tramo en el margen izquierdo no existe actualmente ningún proyecto. Se hizo hincapié en la necesaria apertura de estos caminos dado que este tramo, conocido como “Rincón de Alcalá”, está dentro del espacio declarado como Monumento Natural Riberas del Guadaíra y posee un gran valor medioambiental.

Desde “Salvemos el Guadaíra”, se considera que gracias al esfuerzo de todos en los últimos años se han logrado avances importantes en la recuperación y mejora de nuestro río. «Pero todavía existen muchas asignaturas pendientes para lograr un río limpio, vivo, con riberas reforestadas y su patrimonio recuperado. Una de esas asignaturas es poder andar, correr o pedalear libremente por la ribera del Guadaíra».

Deja un comentario