Jesús Mora (PSOE) y Rosa Carro (Cs) / Dani Baco

Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

El Grupo Popular instó al Gobierno de PSOE y Cs al reparto equitativo de la publicidad institucional del Ayuntamiento de Alcalá y de todas sus sociedades, así como de otras entidades públicas y que sean gestionadas por este Ayuntamiento. También propuso que su control lo realizase la Junta de Portavoces a fin de garantizar la «equidad, transparencia y ejemplaridad».

«En estos momentos de especial dificultad para todos, también para los medios de comunicación, se hace obligatorio un reparto equitativo de los gastos de publicidad que sean imprescindibles entre los medios escritos existentes de nuestra ciudad, en función de su difusión real a fin de garantizar la mayor pluralidad informativa y la total independencia editorial», recogía la moción popular.

En este sentido, la portavoz de Andalucía Por Sí, Lola Aquino, parafraseó al catedrático de Derecho Administrativo de la Universidad de Sevilla Emilio Guichot, quien asegura que «los criterios de reparto de la publicidad institucional, que han de ser siempre objetivos como el coste económico y la eficacia prevista en el plan de medios, y que deben ser observados por la Administración si lleva a cabo la contratación directa de la inserción», como es habitual en este Ayuntamiento.

«El Ayuntamiento puede estar vulnerando derechos fundamentales»

Aquino, citando a Guichot, afirmó que «el Constitucional ha dejado sentado que una discriminación entre medios de comunicación en el reparto de publicidad institucional lesiona derechos constitucionales». Por ello, según la andalucista, «este Ayuntamiento necesita erradicar los actuales modos de reparto publicitario, ya que puede estar vulnerando los derechos de una parte de la ciudadanía local, además de los derechos que amparan a los propios medios de comunicación locales y cuyos espacios publicitarios no están siendo contratados». Aquino solicitó el cese de la discriminación.

Por su parte, el portavoz de Vox, Juan Carlos Sánchez, apoyó la moción sobre el control y matizó que la publicidad institucional tiene que ser la «imprescindible» porque «más que publicidad es propaganda».

Mora evita responder a la exclusión de La Voz

El responsable de la comunicación institucional, el portavoz del gobierno, Jesús Mora, aseguró suscribir la intervención de Aquino:«Entiendo que no hay discriminación entre los medios locales porque las audiencias son distintas». «Si hubiera varios periódicos en papel y se le diera a uno sí y a otro no habría discriminación, pero no es el caso», aseguró Mora.

Aunque en ningún momento se mencionaron cabeceras locales, todos hablaban de la discriminación que sufre La Voz de Alcalá en el reparto publicitario. Mora también ignoró en el debate las inserciones en medios digitales donde el Ayuntamiento sí invierte anualmente y mantiene al margen este periódico. Mora también rechazó el control de la publicidad institucional de la Junta de Portavoces porque no es un órgano de gobierno.

La portavoz popular insistió en la discriminación: «Si no me criticas te contrato. Da igual la tirada y la audiencia». La andalucista Lola Aquino preguntó al gobierno si están teniendo un trato igualitario con todos los medios y se están convocando a todos a las ruedas de prensa, en alusión a la discriminación a La Voz. El portavoz de gobierno evitó responder a esta cuestión, ya que sistemáticamente el gobierno de PSOE y Cs excluye al periódico de las ruedas de prensa para evitar preguntas sobre su labor gubernamental.

Sin ir más lejos, la misma mañana del pleno se había convocado a los medios -excepto a La Voz– para presentar el contrato del nuevo servicio de transporte. Finalmente, el gobierno se negó a un reparto justo de la publicidad institucional y votó en contra. El resto de grupos votó de forma unánime a favor de la moción.

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente La Voz de Alcalá, Sevilla Actualidad y En Andaluz. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.