Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Macarena Domínguez, una joven que vive en el Centro de Alcalá, denunció ayer en sus redes sociales haber sido víctima del acoso de una persona que vive en la misma zona.

Macarena vive en la zona del Derribo y relató como fue el acoso: «Acaba de perseguirme corriendo detrás mía un okupa que vive a una calle de mi casa», lamentó la joven. «Llorando he acabado. Estoy harta de tener que sufrir cada vez que voy sola de camino a mi casa por culpa de gente que vive ilegalmente en casas del Ayuntamiento», continuó explicando la joven.

Además, según la joven, le increpó gritándole «guapa qué pasa». La situación se volvió aún más tensa porque, incluso después de cambiar de dirección, esta persona continuó corriendo detrás de ella. «Gracias a Dios he llegado bien a mi casa, pero quién sabe si mañana no», lamentó.

Por último, Macarena Domínguez, lanzó un mensaje de queja al Ayuntamiento de Alcalá: «¿Por qué no protegéis a vuestros ciudadanos de este peligro diario en el barrio de las Corachas-Derribo?, ¿qué necesitáis que pase para que actuéis de una vez?».

Acoso y agresiones en El Derribo

No es la primera vez que ocurre un episodio de acoso o agresión en esta zona de Alcalá. En abril de este año un joven denunció ante la Policía Nacional una agresión homófoba. Los hechos se produjeron en torno a las 2:00 horas, cuando este joven acompañaba a una amiga a su casa. Mientras caminaban, observaron como una persona se dirigía hacia él con el torso desnudo y portando la camiseta en la mano. El joven agredido simuló hablar por teléfono con su madre al temer que esta persona pudiera cometer una agresión. Finalmente, este hombre se aproximó de forma violenta hacia el agredido, golpeándole con el puño al mismo tiempo que le gritaba «maricón, hijo de puta, te voy a matar».

El joven sufrió un golpe en la parte posterior del cuello y pudo huir pidiendo auxilio a su amiga, de la que se había despedido unos segundos antes de la agresión. El agresor, según consta en la denuncia, es un hombre de unos 35 años y corpulento, conocido en esta zona por vivir ocupando una vivienda en El Derribo. Asimismo, el agredido hizo constar en la denuncia que «no hay motivo por el cual esta persona pudiera agredirle» ni tampoco hubo la intención de «sustraer algún objeto». Más bien, sostiene, se trata de una agresión homófoba, por motivada por la expresión que verbalizó.

Francisco Amador

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente La Voz de Alcalá, Sevilla Actualidad y En Andaluz. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.