Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

La empresa De Ruy, asentada en Alcalá de Guadaíra, ha ofrecido a las autoridades sanitarias su capacidad de producción para fabricar soluciones alcohólicas, según publica El Mundo Financiero.  De esta manera, la compañía se ofrece a sumar esfuerzos para controlar la propagación del coronavirus. 

Esta empresa, instalada en Alcalá tiene 90 años de experiencia en el sector de la perfumería y la cosmética. Es una de las mayores fábricas del país y la más grande de Andalucía. Fabrica para marcas como Gisèle Denis, Nike, Titto Bluni, Javier Larrainzar, Elio Berhanyer, Farala, Giovanna De Ruy, Coronel Tapiocca o Privata, entre otras.

Desde el momento en que De Ruy conoció la resolución del Ministerio de Sanidad del pasado domingo 15 de marzo, la empresa se puso a completa disposición de este organismo para cumplir con su deber y su responsabilidad como integrantes de la sociedad, ofreciendo sus instalaciones y su know-how para intentar paliar la propagación del Covid-19.

De esta forma, De Ruy ha trasladado su oferta de colaboración oficialmente a las autoridades sanitarias de Andalucía y al Ministerio de Sanidad, y queda a su entera disposición para ayudar, en la medida de sus posibilidades, a la pronta resolución de esta crisis.