Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Nuevo diseño del logotipo de La Voz de Alcalá

Súmate a los canales de alertas móvil de La Voz de Alcalá. Estamos en WhatsApp y Telegram. Entra y entérate de todo al instante.

Anoche se produjo un nuevo episodio de contaminación en la cementera de Alcalá. En una fotografías remitidas a La Voz de Alcalá muestran cómo una nube de humo blanquecino salía de las instalaciones de Portland Valderrivas. No es la primera vez que ocurre una incidencia como esta.

La opacidad informativa de la empresa impide conocer con precisión qué ha ocurrido. En la última ocasión el gobierno municipal explicó que se trataba de una avería sin profundizar en más detalles. El Grupo Cementos Portland Valderrivas emitió un comunicado después de que La Voz de Alcalá publicara el pasado 11 de febrero imágenes de una fuga en su fábrica de Alcalá, aclarando que «se cumplen con los controles y autocontroles recogidos en su Autorización Ambiental Integrada, cumpliendo la ley vigente, en cuanto a la cantidad de emisiones permitidas».

Sin embargo, la cementera no aclaró el motivo de la fuga ni qué tipo de emisiones se produjeron. Fue el gobierno municipal, consultado por este periódico, el que confirmó la fábrica había remitido un informe a la Delegación de Medio Ambiente. «El Grupo ofrece a cualquier persona o institución que lo solicite, visitar la fábrica y conocer sus instalaciones». Hay que recordar que La Voz de Alcalá solicitó una entrevista con la dirección de la fábrica que fue rechazada y que desde hace semanas viene solicitando información sobre la nueva Autorización Ambiental Integrada, sobre la anulación de la adecuación a la directiva europea y sobre las fugas de las últimas semanas, sin que hasta el momento haya facilitado ningún dato.

La Plataforma contra la incineración de Residuos en Los Alcores interpueso una denuncian ante el Seprona por los episodios de contaminación con origen en la cementera observados. Asimismo, señala que «la cementera es opaca con cada uno de sus incidentes, sin importarles las precauciones que podrían tomar los ciudadanos en estos casos para protegerse» y que Junta de Andalucía y Ayuntamiento «tampoco dan señales de vida ante este tipo de incidentes a los que nos tiene acostumbrado Portland, ni toman medidas para proteger a la ciudadanía en dichas situaciones».

Recuerdan que «la población ya soporta una alta contaminación a causa de Portland, que es la cementera que más mercurio emite en Andalucía y la principal emisora de CO2 de la provincia de Sevilla con 600.000 toneladas año, según datos oficiales de 2017». Añaden también que «Portland Valderrivas no tiene Autorización Ambiental Integrada para quemar ningún tipo de residuos, ni siquiera biomasa proveniente de residuos, ni existe ningún permiso urbanístico del Ayuntamiento que les permita hacerlo».

El Tribunal Supremo anuló en su totalidad la Autorización Ambiental Integrada solicitada para la quema de residuos, por usar en su solicitud un certificado de compatibilidad urbanística caducado y por no haberse cumplido con el trámite de información pública del Dictamen Ambiental por parte de la Junta, que es de publicación necesaria. A pesar de ello, siguen intentando hacernos creer que nada ha sucedido. Los episodios de contaminación han sido ya puestos en conocimiento del Seprona, y desde la Plataforma se darán todos los pasos para conocer lo sucedido y prevenir el daño a la población.

Deja un comentario