Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Manuel Francisco Clavero Arévalo ha fallecido en la mañana de hoy en Sevilla a los 95 años. El abogado y profesor sevillano ha sido una figura fundamental en el panorama político español y andaluz. Sentó las bases del esquema autonómico siendo ministro de la UCD con Adolfo Suárez y, posteriormente, dimitió de su cargo  por defender la autonomía andaluza.

Fue Ministro adjunto para las Regiones y ministro de Cultura en los dos primeros gobiernos de la UCD presididos por Adolfo Suárez tras la muerte de Franco. Fue fundador del Partido Social Liberal Andaluz (PSLA) y de Unidad Andaluza (UA). Es uno de los políticos más significativos de los primeros años de la democracia posfranquista y del regionalismo liberal andaluz. 

Su carera como profesor adjunto en Sevilla comenzó en 1951 y con solo 25 años consiguió la cátedra de Derecho Administrativo de la Universidad de Salamanca, donde entre sus alumnos se encuentra Adolfo Suárez, que varias décadas más tarde será presidente del Gobierno y compañero de partido. En 1954, tras un concurso de traslado, regresó a Sevilla como catedrático de Derecho Administrativo.

Manuel Clavero, a la derecha de Adolfo Suárez / Moncloa

En la Facultad de Derecho de Sevilla trabajó como profesor durante más de 25 años. Por sus clases pasaron, entre otros muchos futuros dirigentes socialistas, como el presidente del Gobierno, Felipe González. En 1971 fue elegido rector de la Universidad de Sevilla, el primero elegido democráticamente en España. Permaneció en el cargo hasta 1975.

“Café para todos”

Tras la muerte de Franco, en 1976 crea el Partido Social Liberal Andaluz (PSLA), del que es elegido primer presidente. Se trata de una formación andalucista y liberal que pretende aglutinar a la derecha y al centro político de Andalucía. En 1977, el PSLA se integra en Unión de Centro Democrático. Ese mismo año, en las primeras elecciones generales democráticas del posfranquismo, Clavero encabezó la candidatura de la UCD por Sevilla y fue elegido diputado en el Congreso.

El presidente del Gobierno, Adolfo Suárez, lo nombró ministro Adjunto para las Regiones. Desde su Ministerio diseñó y negoció el desarrollo del futuro estado de las autonomías. Junto al reconocimiento de las nacionalidades históricas, Clavero defiende en el Gobierno el principio de solidaridad entre todas las autonomías para no aumentar los desequilibrios territoriales y acuña el concepto de “café para todos”. Por entonces publica La España de las autonomías  (1978). Una vez aprobada la Constitución, en las elecciones generales de 1979 vuelve a encabezar la lista de la UCD por Sevilla y revalida su escaño en el Congreso. En el nuevo Gobierno es nombrado ministro de Cultura y, ese mismo año, es también elegido presidente de la UCD en Andalucía.

La autonomía de Andalucía

El Gobierno de la UCD pretende frenar el desarrollo de la autonomía de Andalucía y quiere evitar que se equipare con las comunidades históricas del artículo 151 de la Constitución. Primero exige la celebración de un referéndum, para que los andaluces decidan si quieren esa vía autonómica, y cuando lo convoca se enfrenta a la Junta preautonómica de Andalucía, de la que forman parte todos los partidos parlamentarios, y hace campaña a favor de la abstención con el eslogan de “andaluz, éste no es tu referéndum”. 

Manuel Clavero, junto al presidente de la Junta, Juanma Moreno

Al estar en completo desacuerdo con esa postura, Clavero rechazó públicamente la decisión de su partido y su Gobierno. Inmediatamente, en enero de 1980, dimitió de sus cargos y abandonó la UCD. Participó en la campaña en defensa del voto afirmativo en el referéndum del 28 de febrero de 1980 para que Andalucía consiguiera su autonomía plena. Tras la consecución de la Autonomía decidió retirarse del primer plano de la vida política y se dedicó a su despacho de abogados.

Hijo predilecto de Andalucía

Manuel Clavero es hijo predilecto de Andalucía y, entre otros reconocimientos, posee la medalla de oro al Mérito en el Trabajo, la de oro del Instituto de Academias de Andalucía, la Gran Cruz de Alfonso X El Sabio, la Gran Cruz del Mérito Civil y la Gran Cruz de Carlos III. Además, en 2019, la Junta de Andalucía creó la Medalla “Manuel Clavero” para reconocer a los andaluces con una especial trayectoria en la defensa y fomento del interés general de Andalucía.

Deja un comentario