Cumplir 101 años no es fácil. Y mucho más complicado es hacerlo mientras pasas el coronavirus y consigues vencerlo. Encarnación, una vecina de Biesca, un pueblo de Huesca, ha conseguido vencer a la enfermedad y ya se encuentra en su domicilio.

Encarnación fue la primera hospitalizada por coronavirus en la provincia de Huesca el pasado 15 de marzo. Tras recibir la atención sanitaria del Hospital de San Jorge, esta mujer ha rebido el alta hospitalaria y ha vuelto a su domicilio. Tras más de dos semanas, la mujer ha abandonado el centro hospitalario acompañada de su hija Mari Carmen y entre los aplausos y el pasillo de los profesionales que la han tratado. Durante su periodo de estancia, Encarnación celebró su 101 cumpleaños.

La anciana se contagió, presumiblemente, en un entierro donde coincidió con familiares procedentes de Barcelona.

Únete al dispositivo especial de La Voz de Alcalá