Desde Searus

Alcalareño

«Soy de Madrid porque nací en Cádiz», dijo Elvira Lindo en su pregón de las fiestas de San Isidro en la capital de España. Parafraseando a la escritora gaditana, yo podría decir que «soy de Alcalá porque nací a dos desdobles y siete rotondas, en aquel Pueblo Lejano de Joaquín Romero Murube». Concretamente, en un terruño donde se crían los tomates más sabrosos del mundo y se elabora la mistela más dulce. Llegué a esta ciudad por amistad y por cuestiones laborales, y aunque no he dormido ni una sola noche en Alcalá, ni me apellido Gandul, me siento ya un poco –bastante– alcalareño. A lo mejor es que sois como los de Bilbao, que nacéis donde os da la gana y yo soy de La Plazuela de toda la vida sin saberlo.

Contenido exclusivo para socios. Hazte socio por sólo 3 euros al mes. Si eres socio y aún no tienes tus claves pídelas a socios@lavozdealcala.com.
Entrar

Debes leer  Malos humos

Sobre el autor

Francisco Amador

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente en Sevilla Actualidad y La Voz de Alcalá. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.

Escribir un comentario

Escribir un comentario

El tiempo