Warning: stripos(): Offset not contained in string in /home/customer/www/lavozdealcala.com/public_html/wp-content/plugins/newspack-popups/includes/class-newspack-popups-inserter.php on line 267

Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Nuevo diseño del logotipo de La Voz de Alcalá

Súmate a los canales de alertas móvil de La Voz de Alcalá. Estamos en WhatsApp y Telegram. Entra y entérate de todo al instante.

El viernes 7 de febrero en el Centro Cívico San Miguel, Luis Martín Valverde presentación su novela Memorias y confidencias de Nolasco Santoro, una obra autobiográfica, aunque con algunos toques de ficción. En la presentación estuvo acompañado por su amigo Antonio Wei, una las personas que vivió con él en la casa del Castillo, y por más de un centenar de amigos y familiares que acudieron a la cita.

Todas  sus experiencias, historias y reflexiones acumuladas durante los años que pasó en el Castillo forman parte de Memorias y confidencias de Nolasco Santoro, una novela con poca ficción y muchas dosis de realidad. La obra está protagonizada por su alter ego, Nolasco Santoro, que representa a un burgués que se adentra en un barrio marginal. Otro personaje ficticio representa a todas las personas que le han ayudado en su trayectoria, «a descubrir qué hacer y cómo hacerlo». Las críticas también han tenido su espacio en esta obra, donde el autor habla sin tapujos, por ejemplo, del papel de la Iglesia y la congregación: «creo que no han estado a la altura». En este sentido, afirma que no cree en el celibato porque «trae aparejada connotaciones negativas» y «tiene al cura como una persona segregada con un estatus». Cuando me case la gente del barrio me felicitaba: «Con dos cojones, padre», me decían, porque «la gente no tiene los reparos que tiene la iglesia». Por otra parte, reflexiona sobre el papel de los salesianos: «deberían dedicarse a otra cosa. Don Bosco no montó ningún colegio, hay que mirar a los más jóvenes abandonados. Con la inmigración se puede abrir nuevos caminos».

Deja un comentario