enroque Sánchez

Hazte socio/socia del periódico y apoya el periodismo independiente y crítico en Alcalá

Nuevo diseño del logotipo de La Voz de Alcalá

Súmate a los canales de alertas móvil de La Voz de Alcalá. Estamos en WhatsApp y Telegram. Entra y entérate de todo al instante.

Durante poco más de 30 años mi dedicación altruista y desinteresada al periódico me ha producido una gran satisfacción y experiencia única y humana. He conocido a cientos de personas extraordinarias, he convivido con ellos, con José Antonio Francés, primer director, y, especialmente, con Isabel Asensio. También, con miembros de la Junta Directiva. He recibido críticas y elogios, detractores y reconocimientos. También alguna que otra amenaza. He perdido amigos. No me ha importado, prefiero a los verdaderos. Pero ha sido muy gratificante convivir con una pléyade de jóvenes estudiantes de periodismo, hoy en puestos de relevancia en medios de comunicación.

He vivido momentos de interés y de intensidad. De errores y aciertos. Pero siempre con la intención de informar con honestidad. Sin ánimo de insultar. Sin animadversión. Durante todo este tiempo, he realizado todo tipo de tareas hasta que en el año 2000 empecé a dirigir el periódico hasta ahora. He sido testigo de 30 años de una parte informativa de nuestra ciudad, me he sentido un testigo muy privilegiado.

La Voz de Alcalá es mucho más que una publicación, es un referente de Alcalá. Durante mi tiempo como director hasta nuestros días, he procurado respetar el ideario de su fundación con buena voluntad e intentando defender los valores que nuestra publicación se había marcado. Defender con constancia a nuestra ciudad de todo tipo de presiones de cualquier persona, institución o grupo político, defender el actual sistema democrático. Preservar la identidad alcalareña y la defensa del patrimonio entre otros. Queríamos y queremos mejorar Alcalá. La independencia como bandera.

Durante estos 30 años, tuvimos que informar sobre los cambios de gobierno, nacimiento de nuevos partidos políticos, de las tropelías cometidas por algunos políticos, de sucesos, de manifestaciones ciudadanas, de la desaparición de parte de nuestro patrimonio, de los abandonos y del despilfarro del dinero público auspiciando distintas publicaciones para combatirnos, cierre de empresas…

Hemos sido una referencia informativa de nuestra ciudad a pesar de las dificultades y trabas ejercidas por los distintos equipos de gobierno municipales. Hemos dado voz y hemos sido altavoz de ayuda a entidades con preocupaciones medioambientales, culturales y empresariales, apoyando iniciativas. La publicación de la revista de los 30 años confirma el trabajo realizado. Hemos dejado entrar en el periódico a asociaciones y organizaciones sin llamar a la puerta. Al mismo tiempo hemos ido modernizando la redacción a pesar de la precariedad económica. Nos hemos adaptado a las nuevas tecnologías.

«He sido testigo de 30 años de una parte informativa de nuestra ciudad, me he sentido un testigo muy privilegiado»

La muerte también golpeó a La Voz de Alcalá con la pérdida de Rafael Baltanás, Medina de Haro, Fernando del Trigo. Miguel Ángel Oliveros, Curro García Rivero… valores de una redacción tan particular y atípica como la nuestra. En la redacción se va produciendo un lento y continuo proceso de renovación. Renovación digital y escrita auspiciada actualmente por varios periodistas de raza. Entre ellos Christopher Rivas y Francisco Amador.

Herederos y continuadores de la esencia del periódico y comprometidos con el ideario del este y con su independencia. Actualmente la redacción consta de un grupo de colaboradores desinteresados, algunos desde el principio y otros, la mayoría, jóvenes escritores, que practican la libertad de expresión y es respetada, a veces contradictorias, pero aceptadas, sin sumisión. Lo importante es contar noticias e historias verdaderas con rigor indistintamente del soporte en que sea.

Echaré de menos el trabajo en la redacción aunque me han pedido que siga con mi columna «La calle». También recordaré a socios, amigos, lectores y colaboradores.
Me voy con la satisfacción de haber intentado cumplir con el objetivo marcado desde el principio: la información veraz e independiente. Sin disgusto, sin pena ni sufrimiento. Todo lo contrario, agradecido y contento. Los años de permanencia y los físicos han sido la causa de esta decisión. Son demasiados.

Es el momento de despedirse agradeciendo, en primer lugar, la ayuda de mi familia y la de los verdaderos amigos y colaboradores. Ya es hora después de 30 años. Asimismo, un agradecimiento especial a los continuadores del periódico y a su Junta Directiva por haberme soportado en estos últimos años. Desearles aciertos en su labor de continuidad y desempeño en los mismos valores del ideario. Así que sólo puedo decir: gracias por confiar en mí.

Misión cumplida.

Enrique Sánchez

Enrique Sánchez

Director de La Voz de Alcalá desde 2000. Fotoperiodista de la Agencia EFE y diversos medios como ABC, El Correo de Andalucía y la revista Triunfo.

Participa en la conversación

1 comentario

  1. Felicidades, Enrique por tu trabajo al frente de La Voz de Alcalá. Y felicidades a Conchi, tu mujer por su generosidad.
    Muchísimas gracias por dejarme un espacio para contar mis cosas…un placer para José Carlos y yo ser tus amigos.
    ¡Enhorabuena por tu lucha!
    Un abrazo muy grande de Lucre Romero ( Azud )