Portada » Triduo de desagravio al señor en carnaval y Vía Crucis del Cristo de la Vera Cruz
fotografía Juan Jorge García García
Cofradías

Triduo de desagravio al señor en carnaval y Vía Crucis del Cristo de la Vera Cruz

La Antigua y Franciscana Sección de Alcalá de Guadaíra de la Venerable Archicofradía Sacramental de Adoración Nocturna Española al Santísimo Sacramento, en la Capilla del Monasterio de Santa Clara dedicará Solemne Triduo de desagravio al Señor en Carnaval: Cristo muerto en la Cruz y vivo en el Santísimo Sacramento del Altar. La sagrada imagen del Santísimo Cristo de la Vera+Cruz lucirá colgando de la Cruz el Velo de Tinieblas, de gran simbología, al tratarse del Crucificado muerto, cuya cabeza, totalmente inerte y el gran reguero de sangre que cae desde la llaga producida en el costado por la lanza, indican claramente el Sacrificio del Redentor para salvar a la Humanidad. El Triduo se desarrollará el domingo 23 de febrero, antiguamente llamado de Quincuagésima, el lunes 24 y el martes 25; son los tres días en que en la Iglesia Católica se produce la “lucha entre D. Carnal y Dª. Cuaresma”, es decir, los tres días de carnaval.

Precisamente por eso, es un Triduo de Reparación y Desagravio. Desde que se tiene memoria, la Cuaresma es un tiempo de tono especialmente penitencial, como preparación a los días santos de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús; y desde siglos atrás, la sociedad cristiana se tomaba esos tres días previos a modo de relajación para las estrictas costumbres que comenzarían a partir del Miércoles de Ceniza. Como escribió, el Rvdo. D. Manuel Mª. Roldán Roses, Párroco de Santiago el Mayor, recién bendecida la imagen del Señor, con motivo de la celebración de este Triduo por vez primera, el “desenfreno” del carnaval exigió una “reparación y desagravio” al Señor, por los excesos que se cometían simultáneamente. Y así nació el Triduo de Carnaval. Hoy día, o bien tendría que celebrarse este Triduo en todas las fechas, o bien se hace con un sentido más extensivo y positivo. No sólo “reparación y desagravio” por esos tres días, sino por todo el año; no sólo “reparación y desagravio”, sino también oración y súplica por la humanidad, que sólo en la cercanía filial con Dios, puede alcanzar la auténtica plenitud y verdadera felicidad.

Durante los tres días, el Triduo consistirá en la Santa Misa, a las 19:30 horas, finalizando con la Exposición Mayor de S.D.M., Bendición y Reserva. El Miércoles de Ceniza, 26 de febrero, también a las 19:30 horas, se celebrará la Misa de Ceniza, como principio de la Cuaresma, terminando los cultos con el Vía Crucis con la Sagrada Imagen del Santísimo Cristo de la Vera+Cruz por los patios y Claustro del Monasterio, como ya ocurriera el año pasado. Un piadoso ejercicio que se ve enriquecido de forma muy emotiva con los motetes que en cada estación cantan las Hermanas Clarisas y el bellísimo entorno por el que transcurre, pudiéndose, además, al finalizar, besar el pie del Señor. Todos los cultos serán oficiados por los Padres Salesianos, capellanes del Convento.

Sobre el autor

La Voz de Alcalá

La Voz de Alcalá

Escribir un comentario

Escribir un comentario

El tiempo